Mujer con el cabello castaño sonriendo con su cabello recogido en una cola de caballo.

Cualquier piel puede ser una piel sensible

¿Sabías que no existe un tipo de piel “sensible”, sino que todo tipo de piel puede serlo? Nuestra piel tiene millones de receptores que reaccionan a los cambios en el organismo y al mundo que nos rodea y nos hacen saber cuándo las cosas están yendo bien y cuándo no.

Un dato no tan divertido: estas terminaciones nerviosas también pueden hacer que la sensibilidad sea dolorosa y molesta. Entonces, ¿qué activa la sensibilidad, cuáles son los signos que hay que tener en cuenta y qué podemos hacer al respecto?

La barrera de nuestra piel nos protege de la sensibilidad.

Nuestra piel tiene una barrera natural (llamada el estrato córneo, en términos científicos), que ayuda a mantener los irritantes externos afuera y lo bueno, como la humedad, adentro. El problema es que cada día tu piel se expone a cosas que pueden secarla y debilitarla. A pesar de que es muy buena manejando cambios pequeños y temporales, las variaciones más significativas (o más habituales) pueden alterar esa barrera. Hola piel sensible.

 ¿Cuáles son los signos de una piel sensible?

¿Enrojecimiento, piel seca o aparición de granitos? ¿Qué tal piel con comezón, hormigueo, tirantez o irritada? Si algo de esto te suena familiar, hay posibilidades de que (¡como la mayoría de nosotras!) tengas la piel sensible. El asunto es que la sensibilidad puede significar diferentes cosas para diferentes personas. Para algunas, la sensibilidad cambia de un día para el otro, reaccionando casi a cualquier cosa. Otras podrían darse cuenta de que tienen piel seca y deshidratada todo el tiempo, y mientras la sensibilidad de la piel puede afectarnos a todos de muchas formas diferentes, las causas tienden a ser las mismas.

¿Qué causa la piel sensible?


Todo desde el clima frío, sol, ingredientes agresivos, contaminación, dieta, embarazo, e incluso no desmaquillarnos adecuadamente puede hacer que la piel se sienta extra sensible. No te preocupes. Una vez que sepas más sobre las causas y conozcas sus signos, vas a estar preparada para prevenir la sensibilidad de la piel.



Una vez que conozcas de cerca las causas de la piel sensible, lee nuestros 7 pasos para aliviar la piel sensible y con eso ayudarás a tu piel a calmar su sensibilidad y hacerla feliz.

Compartir esta página

Social share disabled